HISTORIA MALLORCA
Temas de interés Historia Mallorca:
 Prehistoria
 Archiduque Luis Salvador
 Ramón Llull

Consulta todas las posibilidades de ocio y TURISMO MALLORCA en www.mallorcaxm.com

La historia de Mallorca arranca alrededor del 7000 ac cuando el hombre llega a las islas. A partir de ese momento inicial, los períodos más conocidos son: el pretalayótico que abarca del 2000 ac al 1300 ac, dónde el hombre que habita Mallorca ya sufre alguna evolución significativa, pero es posteriormente, en el período talayótico, cuando se aprecian cambios más importantes como la concentración de habitantes en poblados protegidos por grandes murallas.

Los mallorquines tuvieron contacto con las civilizaciones más avanzadas del Mediterráneo oriental y es necesario la relación con las colonias fenicias, sobretodo a partir de la expansión comercial y colonial de Cartago a partir del siglo V ac. Ya en el año 123 ac la historia de Mallorca da un vuelco, el romano Quinto Cecilio Metelo, empezó la conquista de las Baleares. La conquista no fue fácil por la oposición de los isleños y su destreza en la utilización de la honda. Al completarse la conquista de Mallorca, las islas se integraron en la vida administrativa romana y pasaron a integrarse en la provincia de la Tarraconense parte de Hispania.

De la conquista romana de Mallorca y su amplio período de romanización, debemos saltar a las dominaciones bizantinas e islámicas. Anteriormente a estas dominaciones había padecido los saqueos del Reino Vándalo, pero a partir del año 534, Mallorca entró a formar parte del Imperio Bizantino comandado por Justiniano I. Durante los siglos VIII y IX, Mallorca disfrutó de cierta independencia política y administrativa hasta el año 903 en que se produce la incorporación de Mallorca al mundo islámico después de una rápida conquista que sólo encontró la resistencia de los cristianos alrededor de algunos castillos. Desde este momento empiezan a ser las Islas Orientales de al-Andalus, que después de una etapa de esplendor entró en crisis, surgiendo de su desmembración los pequeños reinos taifas. Entre los siglos X y XIII, Medina Mayurca se convirtió en un centro de intercambio entre oriente y occidente, entre el mundo musulmán y el cristiano.

En 1229 se produce un acontecimiento muy importante en la historia de Mallorca, el cambio de una cultura por otra totalmente diferente, socialmente, económicamente y religiosamente, es decir, el paso del mundo musulmán al de la Europa occidental, es la conquista catalana de Mallorca, que se integró definitivamente al mundo cristiano con nuevas instituciones, con la lengua catalana, la nueva religión y una nueva cultura procedente de Cataluña, que serán y formarán el punto de partida del actual pueblo mallorquín. Una vez sometida totalmente la isla se llevó a término la organización de este nuevo reino de la Corona de Aragón, nacía el Reino de Mallorca, bajo el mandato su conquistador, el rey En Jaume(Jaime I).

A la muerte del rey Jaume I, se sucedió su hijo Jaume II. Este perído de la historia de Mallorca se caracteriza por los enfrentamientos con la Corona de Aragón por hacerse con el dominio absoluto del Reino de Mallorca. Finalmente, en el 1295, después de la muerte de Alfonso III, Jaume II volvió a recuperar las islas y la integridad de su pequeño reino. Esta segunda etapa del reinado representa un periodo de prosperidad económica y cultural para Mallorca, con el inicio de las construcciones de la Seu (Catedral), el castillo de Bellver, los palacios de la Almudaina, de Valldemossa, Sineu y Manacor, fortificó Alcúdia y Capdepera, etc. En 1343 Pedro IV el Ceremonioso invade Mallorca, que gana con cierta facilidad. Jaime III hace un intento desesperado por recuperar la isla pero los mallorquines le dieron la espalda y las tropas de Pedro IV derrotan definitivamente al último rey de Mallorca en la batalla de Llucmajor el 25 de octubre, donde Jaime III muere en el campo de batalla y su hijo es encarcelado. Se produce la reincorporación a la Corona de Aragón.

Bajo el dominio de la Corona de Aragón, Mallorca se convirtió en una tierra de donde extraer dinero y hombres para pagar les guerras con Castilla y con Génova y las campañas de expansión hacia Italia y el Mediterráneo oriental. Con el matrimonio de los reyes católicos, que une las dinastías de la Corona de Aragón y Castilla, cambia significativamente la historia de Mallorca, ya que el mayor peso económico, político y social de Castilla desplazó el centro hacia en Atlántico quedando Mallorca como una pequeña isla sin valor político. Desde finales del siglo XV, abarcando los siglos XVI y XVII, la situación en la Isla es de crisis. Los payeses se convirtieron en jornaleros de las grandes fincas que acumulan los nobles y los grandes mercaderes ciudadanos.

En el siglo XVIII, en la Guerra de Sucesión, Mallorca se puso a favor del archiduque Carlos y contribuyó con hombres y dinero a la causa austracista. Pero el posterior reconocimiento de Felipe V como rey de España, provocará que Mallorca se resista y no será hasta 1715 cuando las últimas tropas leales al archiduque se rendían a la Ciudad de Mallorca. La derrota conllevó los decretos de Nova Planta, que supondrían la pérdida de las instituciones propias de la isla y de su autonomía y el inicio del centralismo de raices castellanas, que impusieron su cultura y las instituciones. Es la desaparición del Reino de Mallorca.

Durante los siglos XIX y XX, la historia de Mallorca no es ajena a las diferentes etapas que se vivieron en el seno de España: Repúblicas, Restauración, Guerra civil, Dictaduras, Democracia, etc. Hasta llegar a la época actual, dónde la historia de Mallorca deja paso al gran capitalismo de la socieda actual dominado por nuestra industria fundamental: el Turismo en Mallorca.


Cafeterías Mallorca Golf Mallorca Ferias y mercados Mallorca Centros de ocio Mallorca
 
pueblos mallorca - turismo mallorca - cultura mallorca - gastronomía mallorca - muebles mallorca - recomendaciones en Internet